Saltar al contenido

¿Tienes manchas en la piel?

Protectores solares

Manchas en la piel – Farmacia el Puente Valle Guerra

Las manchas aparecen como resultado de la hiperpigmentación causada por el fotoenvejecimiento cutáneo. La mayoría de las veces son benignas, es decir no suponen ningún riesgo para la salud. Sin embargo, nos pueden resultar antiestéticas y preocupantes. 

El fotoenvejecimiento se produce como consecuencia de una sobreexposición solar sin control. De esta forma, la piel sufre un daño y se oscurece de manera irregular, se vuelve más gruesa, áspera y presenta más arrugas.

Existen diferentes tipos de manchas:

  • Hiperpigmentación postinflamatoria: Es la mas frecuente y aparece después de sufrir algún proceso de irritación o inflamación de la piel. Algunos ejemplos pueden ser el acné, cortes, cicatrices o quemaduras.
  • Melasma: Son manchas simétricas y bien delimitadas. Se localizan en la frente, la sien, las mejillas y el labio superior. Suele manifestarse en mujeres que usan anticonceptivos hormonales y embarazadas.
  • Léntigo solar: Son oscuras y de color marrón y se producen en pieles expuestas de forma reiterada al sol. Es propio de personas de avanzada edad, especialmente aquellos que pasan mucho tiempo al aire libre como los agricultores. Con el tiempo se hacen más oscuras y las podemos ver todo el año debido a que el daño solar se va acumulando.
  • Pecas: Pequeñas áreas en las que los melanocitos, las células responsables de la pigmentación, provocan un color más intenso. Son típicas de las personas con piel clara y aparecen en la infancia y adolescencia.

 

En otras ocasiones, las manchas aparecen como consecuencia de la toma de algunos medicamentos: antibióticos, antiinflamatorios, antihipertensivos, anticonvulsivantes, antipsicóticos, ciertos antidepresivos y algunos anticancerígenos.

Por otra parte, podemos mancharnos si utilizamos perfume antes de exponernos al sol, tras procedimientos estéticos como la depilación láser. En otros casos simplemente se debe a trastornos en el metabolismo del hierro o una deficiencia de vitamina B.

Por todo ello, debemos exponernos al sol de manera responsable. Evitemos las horas de mayor radiación (entre las 12 y las 4 de la tarde) y utilicemos siempre un buen fotoprotector aunque el día esté nublado. Además podemos usar complementos alimenticios para preparar la piel antes de la exposición solar. Adicionalmente usaremos tratamientos que mejorarán el daño de la piel causado por el sol.

Existen productos dermocosméticos de alta calidad que actúan directamente sobre la mancha y específicamente en función del origen de la misma.

 

¿Te gustó este artículo? ... Compártelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: María Inmaculada Ojeda Baquero.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Hostalia que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.    Más información
Privacidad